mapee-vigilancia-ciudadana-los-gastos-propaganda-electoral-1443699073998

Información:

Fuente: apps4citizens
Descarga: Webapp.
Idiomas: Español.

Descripción:

Durante el proceso de cualquier campaña electoral se mezclan herramientas tradicionales e instrumentos más innovadores. Los carteles pueden ilustrar el primer grupo y las aplicaciones móviles el segundo.

En el contexto actual, donde la ciudadanía demanda más transparencia y, además, está dispuesta a contribuir a su vigilancia, las apps pueden ser también claves en la monitorización de estos elementos más tradicionales.

En Colombia —a partir de una iniciativa del Consejo Nacional Electoral (CNE) y la Misión de Observación electoral— se lanzóMapee, una aplicación que pretende transformar al ciudadano en un actor principal del proceso electoral de 2015 y revitalizar la frase con la que Abraham Lincoln tomó posesión de la presidencia en 1861: «Mientras el pueblo vigile y sea virtuoso, ninguna Administración, por mala que sea, podrá perjudicar gravemente al Gobierno ni al país en el corto espacio de cuatro años».

Más de 150 años después, y a través de esta app, los usuarios pueden fotografiar y geolocalizar la propaganda difundida por los partidos y candidatos, generando un mapa colaborativo en el que se visualizan la cantidad y tipo de publicidad política usada por cada espacio. El funcionamiento es muy sencillo: el usuario deberá descargar la aplicación desde su dispositivo Android o IOs y después tomar la fotografía, indicando el nombre del partido y el candidato a la que hace referencia.

En la web de Mapee se pueden ver los distintos registros fotográficos tomados por los usuarios, segmentados por municipio y departamento. A menos de un mes para las elecciones, hay 4.328 reportes de vallas, pancartas o pasacalles, murales, sedes políticas, etc. de los más de 113.000 políticos que actúan a nivel nacional.

Las funciones de registro y visualización se complementan con la de fiscalización, a cargo del CNE, desde el que manifestaron que se trata de «un mecanismo de control para que las campañas no sobrepasen los topes máximos impuestos, que permitirá validar los gastos registrados por los candidatos contra los gastos reales».

Para esto fue necesaria la creación del programa Cuentas Claras: una plataforma en la que todos los candidatos deben entregar información detallada sobre los gastos de publicidad, que será contrastada con los reportes generados por la ciudadanía a través de la app.

En la ley que reglamenta el artículo 265 de la Constitución se prevén diversas sanciones a los infractores, que van desde multas del 1 al 10 por ciento de los recursos que provee el Estado a cada campaña, hasta la pérdida del cargo en caso de resultar electo.

Más allá de las dudas que pueda sembrar su aplicabilidad, es de destacar que sea una propuesta que proviene de un organismo público con la idea de impulsar un modelo de ciudadanía activa, cuya participación no se limite al sufragio.

Gradualmente las apps se convertirán en protagonistas importantes en las campañas electorales, como un instrumento de comunicación, de activismo, de monitorización, de vigilancia…